domingo

Samuel Johnson

Por oro no vendas lo que nunca podrás comprar con oro: 
la tranquila siesta, 
el satisfecho día, 
la limpia fama 
y la conciencia alegre

No hay comentarios:

Publicar un comentario